Al igual que su equipo, Emanuel Ginóbili venía realizando un gran arranque de temporada, rompiéndola con San Antonio Spurs, hasta que una dura lesión testicular, y la consecuente operación, lo marginó de las canchas por un lapso de 32 días y 12 partidos.

 

Todo este quedó atrás este sábado por la noche, cuando el bahiense retornó al conjunto texano, y lo hizo brillando, como si el parate no hubiera existido. Estuvo 15 minutos en cancha, para aportar 22 puntos en el triunfo de su equipo por 104-94 ante Sacramente Kings.

 

Con estos tantos, Ginóbili, además, registró su mejor marca en la temporada. Pero también sumó un rebote y una asistencia, mientras que la figura de la jornada fue Kawhi Leonard, que se despachó con 25 conquistas, 13 rebotes y 6 pases gol.

 

"Fue algo inesperado, cuando Gregg Popovich me dijo que iba a jugar unos minutos, pensé 'genial, estará bien incluso si no tiro', sólo quería entrar a jugar y luego todo se dio de esa manera”, relató Manu tras el partido, de acuerdo con el sitio Canchallena.com.ar.

 

Esta es una gran noticia para San Antonio, que ya con un lugar asegurado en los playoff, continúa en el segundo lugar de la Conferencia Oeste, con un récord de 53-9; pero además prolongó su invicto en casa, donde acumulan 30 victorias.