El Destape dio a conocer los documentos que prueban una sociedad encubierta entre la hermana de Gabriela Michetti y María Elizabeth Conte Grand, esposa del empresario Luis Majul, a través de unos complejos ubicados en el sur del país.

Esta información se da a conocer luego de que la mujer de Majul, acérrimo enemigo del gobierno kirchnerista, haya negado a la Justicia tener algún vínculo comercial o empresarial con la vicepresidenta, en el marco de la causa que investiga a Michetti por el dinero sustraído de su casa. 

Pero estos documentos prueban que tanto la hermana de Michetti como la mujer de Majul tienen al menos cuatro complejos habitacionales en El Calafate y tierras que fueron compradas extrañamente a $7,50 el metro cuadrado.

El primero de los complejos se llama Morenas, y se trata de un terreno que cuenta con seis unidades de dos y tres ambientes, que es rentado de forma anual por empresarios que viven en la ciudad.

Según la escritura a la que accedió El Destape, el primer departamento corresponde a María Elizabeth Conte Grand, esposa del empresario Luis Majul, quien se desempeñó durante años como tesorera de Fundación SUMA y además fue empleada de Michetti dentro del Senado gozando un contrato de alta categoría.

 


De hecho fue una de las personas que se sugirieron como testigos de la causa en que se investiga a la vicepresidenta, y negó tener cualquier actividad comercial relacionada a la explotación de un inmueble en El Calafate. Solo se limitó a asegurar: "Actualmente no estoy en una actividad laboral plena".

Pero, a medida que se observan los documentos, siguen encontrándose datos sospechosos. Por ejemplo, que la segunda unidad está a nombre de uno de los creadores de la Fundación SUMA: el abogado Carlos Díez.

Este abogado, que es socio del juez de la Corte Suprema, Carlos Rosenkratz, no cuenta con un cargo formal en la organización pero se reconoce a sí mismo como uno de los que contribuyeron a su creación. De hecho, figura en el primer spot institucional de la fundación que lidera Michetti y ahora es investigada.

La tercera unidad del complejo no se encuentra a nombre de una persona física, sino más bien de una empresa: Atton S.A. La titular de la firma es Silvina Michetti, hermana de la vicepresidenta. 

Atton S.A figura inscripta en AFIP bajo la categoría 960102: Lavado y limpieza de artículos de tela, cuero y/o piel, incluso limpieza en seco. Recordemos que Silvina Michetti es dueña de unos 7 locales de la tintorería 5ASEC en el país.

Su facturación anual se estima entre los $100.000 y los $500.000. Sin embargo, según confirmaron fuentes inmobiliarias a este medio, la firma contaría con 5 departamentos en este tipo de estructura, por lo que, de encontrarse todos los inmuebles alquilados, la cifra superaría largamente ese monto.

De hecho, la hermana de la vice declaró un ingreso anual de $65.000, y dijo que en 2015 (cuando habria realizado la supuesta donación a SUMA) sus ingresos eran mucho menores: de entre 35 y 40 mil pesos. Obviamente, estas cifras, no coinciden con la información brindada en los documentos.

Silvina Michetti negó tener otra actividad comercial en el Juzgado Federal Número 4 de Ariel Lijo, lo que deja en evidencia que ninguno de los declarantes quiso blanquear su relación comercial con otros miembros o donantes de la tan cuestionada Fundación que preside la vicepresidenta.

Así se suceden las personas vinculadas a la vicepresidenta que cuentan con una tajada del negocio. Es el caso de Claudia Del Valle Nunia, quien fue denunciada recientemente en la causa que investiga el origen de los fondos robados a Gabriela Michetti por falso testimonio; y Susana Moncla, esposa del contador y amigo personal de Michetti, Marcelo Domínguez. Moncla.

En esta investigación, El Destape descubrió que existen otros 3 complejos habitacionales montados sobre terrenos que fueron comprados por terceros a $7,50 el metro cuadrado, que hoy funcionan a nombre de los mencionados.