Un flayer publicado por el bar Chaplin's, ubicado en la costa este de España, en Facebook, desató la polémica ya que allí ofrecen alquilar a una persona con enanismos para shows privados.

La publicación tuvo tanta repercusión que llegó a manos del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad, desde donde anunciaron que presentarán denuncias ante la Dirección General de Consumo de la Generalitat y el Ayuntamiento de la ciudad de Benidorm.

 

 

La tarea de Antonio, el hombre con displasia ósea, consiste en realizar funciones de relaciones públicas por un periodo de entre tres y cuatro horas diarias donde se viste de "policía o superhéroe" para tomarse fotos con los clientes. 

Por su parte, el gerente del bar, Manuel Nieto, afirmó que "las cosas se han sacado de contexto" y que Tony "es un trabajador que está dado de alta, que cotiza y cuya situación es completamente normal".

"Él es 'showman' y lo hace porque quiere y a la gente le gusta", señaló Nieto al tiempo que aseguró que no ha habido ningún tipo de discriminación para con el hombre, quien lleva trabajando allí entre tres y cuatro años.

Según trascendió, la denuncia fue realizada por la madre de una nena con enanismo que había visto el cartel y le había molestado.

"Su salud mental e inteligencia es exactamente igual o mejor que la de cualquiera, para que nadie crea que se le está explotando o algo así: lo hace porque quiere, porque le gusta ese trabajo", agregó Nieto.

Además, reconoció que le habían pedido al Tony que dejara de ir hasta que pasara la tormenta y que esto había afectado al trabajador.