Las primeras protestas tras el anuncio de la aprobación en el Congreso de la destitución de Vizcarra comenzaron en la misma noche del lunes.

Pero este martes se sumaron más manifestantes a la concentración en Plaza San Martín. Con la asunción como nuevo presidente de Manuel Merino, la marcha se dirigió al Palacio Legislativo pero fue frenada por un cordón policial, una escena que terminó con represión y disturbios.

Las protestas se multiplicaron en diferentes puntos de la capital con cacerolazos y otro tipo de manifestaciones, que fueron reprimidas con aún más fuerza por la Policía con gases lacrimógenos, perdigones y disparos al aire, reportaron medios locales.

En medio de las escenas de caos, imágenes publicadas en las redes sociales muestran que ya hay dos heridos por la represión policial. Además, se viralizaron escenas de gente entonando el himno nacional y poniéndose de rodillas con tambores frente al Ministerio de Relaciones Exteriores, y distintas arengas en “defensa de la democracia”.
Entre ellas, movimientos trans -como el de Gahela Cari Contreras- e indígenas.

Gahela Tseneg Cari Contreras on Twitter

 

©halecos Amarillosᴳᴸᴼᴮᴬᴸ 🍀ʷAͤNͣOͬNͤYˡMͤOᵍUͥSͦⁿ on Twitter


Vizcarra fue destituido "por incapacidad moral" debido a un caso de presunta corrupción derivada de acusaciones de haber recibido sobornos cuando era gobernador de la sureña región de Moquegua en 2014.

El Congreso votó su salida por 105 votos a favor, 19 en contra y 4 abstenciones, superando ampliamente los 87 sufragios necesarios para desplazarlo del máximo cargo.

Quién es Vizcarra

Un ingeniero provinciano de 57 años sin partido ni bancada legislativa, deja el poder en medio de un masivo respaldo popular, en gran parte por su gestión frente a la pandemia de coronavirus, tras 32 meses de Gobierno.

Quién es Merino

Un ingeniero agrónomo y ganadero de 59 años casi desconocido en la política, prometió en su primera alocución ante el Congreso que respetará el cronograma electoral que prevé elecciones generales para el 11 de abril próximo.

La elección de Merino como jefe del Parlamento fue impulsada por la bancada de Acción Popular, partido de centroderecha que integraba desde hacía 41 años y primera minoría en la cámara.