Desde esta semana los estudiantes de colegios primarios y secundarios de la Ciudad de México podrán elegir si quieren vestir pollera o pantalón sin importar su género de nacimiento. Se trata del denominado “uniforme neutro escolar” establecido por una medida implementada por la jefa de Gobierno de la Capital, Claudia Sheinbaum.

 

Claudia Sheinbaum on Twitter

 

“Creo que quedaron atrás las épocas en donde las niñas tenían que tener falda y los niños tenían que traer pantalón. Yo creo que eso ya pasó a la historia. Los niños pueden traer falda si quieren y las niñas pueden traer pantalón si quieren. Esa es una parte de la equidad, de la igualdad”, afirmó la alcaldesa durante un acto.

“Dimos hoy la libertad para que las niñas puedan usar pantalón como parte de su uniforme escolar. Antes era obligatoria la falda. Estamos en el siglo XXI”, afirmó a su vez a través de las redes sociales.

Quien eligió no hablar sobre el tema fue el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien en su periódico contacto con la prensa dijo que no va manifestarse al respecto "porque son temas muy polémicos".

“Quiero respetar a quienes piensan que está bien y quienes piensan que está mal. No voy a pronunciarme sobre este asunto. Hay que analizarlo todavía y hay que recoger la opinión de la gente. No califiquemos todavía. Vamos a esperar, hay que escuchar a la gente, hay que escuchar al pueblo. Se tiene que escuchar a todos en estos temas”, apuntó el mandatario.