River se encuentra en Chile a la espera del cruce de hoy ante Palestino en lo que será un duelo trascendental para subir en la tabla de fase de grupos de la Copa Libertadores y así conseguir un pase a octavos de final.

Varios hinchas del Millonario se acercaron al hotel donde concentra el plantel para darles aliento y cuando vieron al presidente Rodolfo D’Onofrio algunos le pidieron una foto mientras que otros le dedicaron un cántico que no le cayó muy bien al mandatario. "Che D'Onofrio, no rompas las pelotas, la cancha no se vende, la cancha no se toca".

El presidente, lejos de querer evitar la situación incómoda, se acercó a los hinchas que estaban cantando y encaró a uno de ellos. "Es un mensaje nada más. A mí no me paga nadie. Esto es River, desde antes que usted esté", le dijo el joven a D’Onofrio después de que este le pidiera que cambie la actitud.

El presidente no se guardó nada y volvió para redoblar la apuesta. Lo encaró nuevamente al hincha y le dijo: "Con esa actitud no parecés de River, debés ser de Boca".

 

La polémica en River sobre el futuro del estadio surgió luego de que D’Onofrio sostuviera que una de las posibilidades es mudar el Monumental a unos 600 metros de donde se encuentra. Sin embargo, también señaló que existe la alternativa de remodelar y modernizar el Antonio Vespusio Liberti.

 

 

Para que se concrete la venta primero se tendrían que vender los terrenos donde actualmente se encuentra el monumental junto con una inversión cercana a los 250.000.000 de dólares, que se financiaría con plata de empresas privadas.

 

Los hinchas le pidieron autógrafos a D'Onofrio como si fuese un jugador más