En una jornada histórica de la NBA, que tuvo todo tipo de condimentos, San Antonio Spurs homenajeó este jueves a Manu Ginóbili en una ceremonia en la que retiró la camiseta número 20 que utilizó el bahiense durante 16 temporadas.

El momento inolvidable ocurrió luego del triunfo 116-110 del conjunto texano ante Cleveland Cavaliers, con el que dio un pasito más en busca de meterse en los playoffs de la Conferencia Oeste.

SportsCenter on Twitter

El AT&T Center vibró con la victoria local, pero también se vio teñido de celeste y blanco: cientos de argentinos colmaron el estadio, se escucharon cánticos, flameó la bandera argentina y hasta sonó el Himno Nacional antes del juego. Además, en el entretiempo estuvieron los integrantes de la ‘Generación Dorada’ contando las mejoras anécdotas del bahiense.

Ya luego del partido, y tras un pequeño video con imágenes suyas, Manu ingresó junto a su familia al centro del campo de juego, y comenzó el tributo. Lo acompañaron Gregg Popovich, Tim Duncan, Tony Parker y Oberto, quienes, luego que el presentador repasara la carrera del basquetbolista argentino, expresaron sus emotivas palabras hacia Ginóbili.

SportsCenter on Twitter

“Un honor jugar al lado tuyo”, concluyó Parker, quien coincidió con Duncan. “Manu, gracias por hacerme mejor, y gracias por hacernos mejor”, sentenció un Oberto casi quebrado, mientras que Popovich aseguró que el equipo argentino que ganó el Oro olímpico es uno de los mejores que vio en su vida.

SportsCenter on Twitter


SportsCenter on Twitter

Luego de los testimonios, hubo tiempo para un espectacular y emotivo video, y una ovación ensordecedora de todo el estadio; entonces sí: habló Manu. Les habló a los fans, les habló a los hinchas argentinos, a su familia, a sus excompañeros, a sus exentrenadores… y por supuesto, emocionó a todos.

San Antonio Spurs on Twitter


SportsCenter on Twitter

SportsCenter on Twitter
Y llegó el final de una jornada inolvidable, con el retiro de la emblemática camiseta. La 20 de Ginóbili quedará inmortalizada para siempre en el AT&T Center junto a otras nueve casacas, y el recuerdo de Manu será eterno. Gracias Manu.