Desde el cuartel central de la PFA informaron que tres dotaciones de bomberos fueron enviadas a combatir las llamas que afectan un sector de la Reserva Ecológica, aunque aún se desconocen el origen y la dimensión del siniestro.

El último incendio de magnitud que había afectado a la reserva ecológica fue en 2013, cuando se consumieron 30 hectáreas.