Gustavo Fernández viajó a Australia para iniciar la temporada 2018 con la defensa de su título de Grand Slam pero al llegar notó que la aerolínea en la que viajó perdió su silla de ruedas.

El cordobés de 23 años, número 1 en el ranking mundial del tenis adaptado, le envió un tuit este viernes a la aerolínea Air New Zealand reclamando una respuesta ante sus constantes llamados pero no le responden el teléfono. 


"Perdieron mi silla de ruedas y no tuvieron la cortesía de atenderme el teléfono", escribió Fernández, y rogó: "Por favor, contáctense conmigo lo antes posible".

Al rato llegó la respuesta de la compañía aérea: "Hola Gusti, lamentamos mucho oír esto". Y le pidieron que les enviara un mensaje directo para brindar más detalles sobre lo ocurrido.

¿Podrá jugar el torneo?

Las sillas de ruedas de tenis adaptado son distintas a las que usa una persona en su vida cotidiana. Estas sillas están modificadas para permitir la práctica del deporte en su máximo rendimiento y tienen un precio muy alto.
 

 

La raquetita, el mate y mi @batecmobility ya en Australia. Que largue la temporada 2018

Una publicación compartida de Gustavo Fernandez (@gustifernandez4) el


Este año, el 'Lobito' intentará revalidar su título en Australia -en 2017 venció en la final al francés Nicolás Peifer-, y conseguir su tercer Grand Slam, ya que anteriormente había triunfado en Roland Garros 2016.