Juan Britos y Roberto Parrottino escriben hoy en Tiempo que el Ministerio de Seguridad y Justicia de la Ciudad de Buenos Aires respaldó el accionar de la patota de  Juan Carlos Blander –escudo del empresario Mario Martínez Rojas, supuesto comprador del diario– y le renovó la habilitación a una de sus empresas para que siga operando en el área metropolitana. "Se trata de All Access SRL, vinculada a Control Star Service SA –otra sociedad de Blander– a través de Gustavo Ariel Villalba, que figura como directivo en ambas agencias".

Mientras tanto el presidente Mauricio Macri calificó de usurpadores a los trabajadores de la cooperativa. 

"El trámite de extensión quedó formalizado a través de la Dirección General de Seguridad Privada que depende de la Subsecretaría de Seguridad Ciudadana de la cartera que encabeza Martín Ocampo, hombre del operador PRO Daniel Angelici y jefe político de la Policía Federal de la Ciudad que garantizó la entrada y salida de los violentos  del edificio de Amenábar 23. Según la documentación oficial a la que tuvo acceso este diario, en la nómina de vigiladores privados habilitados aparecen varios de los soldados del grupo que destruyó la redacción de Tiempo."  

 

Leer nota completa en Tiempo