Led Zeppelin fue una de las bandas que marcaron una era tanto en la època cómo en la música. Eso ya es sabido. Uno de los mejores bateros, mejores guitarristas y una de las mejores voces del hard rock - psicodélico dejaron su huella. 

Ahora, después de casi 40 años, Robert Plant grabó un concierto en marzo de este año para el programa "Austin City Limits" con su banda "The Sensational Shape Shifters" e interpretaron canciones de Led Zeppelin, y una versión de Howlin' Wolf, "No place to go". 

 

 

La voz de Plant sigue tan intacta como hace 40 años y eso hace aún más especial que realice estos grandes hitos, como "Baby, I'm Gonna Leave You", "Black Dog" y "Whole Lotta Love".