Eric Hall filmó a su gato Linx, que acaba de ser castrado y debió utilizar un cono para que no se remueva los puntos de la operación, cuando intentaba convencerlo de que coma un poco de su alimento balanceado. 

En el trayecto, el felino modificó su forma de andar en su proceso por adaptarse al nuevo accesorio en su casa ubicada en Cold Lake, Canadá, e hizo recordar a una escena de Saturday Night Fever, ya que Stayin 'Alive, de los Bee Gees sonaba de fondo.

 

 

 

Un gato y su dueño bailan al ritmo de "Hotline Bling", de Drake

VIDEO RELACIONADO