Alberto Fernández y Axel Kicillof se hicieron presentes en el Sanatorio Antártida, cedido por Camioneros para tratar los posibles casos de coronavirus que se presenten. 

De ahí salió la imagen del presidente elogiando la actitud de Moyano y hablando de la solidaridad en estos tiempos. 

Pero una imagen que no capturaron los noticieros fue la de la salida del mandatario del sanatorio, donde los vecinos se acercaron para despedirlo con aplausos y elogios.

Incluso, un falso Papa se coló por ahí...

 

Juan Luis González on Twitter
Pablo on Twitter