María Eugenia Vidal ya echó a 300 médicos y técnicos en lo que va del año. Ahora se estima que en las próximas horas llegarían a 80 los telegramas.

“Están echando a profesionales que no tiene reemplazo y se siente en la asistencia. Están haciendo un desastre”, denunciaron desde la Asociación del Profesionales del hospital.

 

 

La precarización laboral del hospital no es un tema nuevo. En enero fueron cesanteados unos 112 trabajadores, la mayoría enfermeras especializadas con más de diez años de antigüedad por negarse a una directiva de la dirección del Hospital de extender la jornada laboral a 10 horas.

“Han echado a gente de internación clínica, a la única pediatra que hacía estudios funcionales en gastroentorología, al único traumatólogo de columna, especialistas en patología vesicular" remarcó Luis Lichtenstein presidente de la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires del Posadas.

Quien además agregó: "Al principio los despidos fueron contra los enfermeros a modo de represalia por oponerse a la ampliación horaria pero ahora están echando también a profesionales que casi no tienen participación gremial”.