El Senado debatirá el próximo miércoles la legalización del aborto y ese mismo día deberá definir si debate la iniciativa que llegó con media sanción desde Diputados o bien el proyecto alternativo elaborado en el plenario de comisiones del Senado en el que se introdujeron algunas modificaciones. Aún no se sabe cuál de las dos iniciativas se debatirá.

Estas son las posibles situaciones: 

 

* Si finalmente se debate el proyecto que fue girado desde Diputados y es aprobado en el Senado, entonces la iniciativa es sancionada y comunicada al Poder Ejecutivo de la Nación.

* Si el Senado aprueba el proyecto que fue girado de Diputados y al que se le introdujeron modificaciones, la iniciativa es girada nuevamente a Diputados. Y ahí dos opciones: que Diputados apruebe por mayoría absoluta de los presentes el proyecto con las modificaciones introducidas en el Senado, por lo que se sanciona la ley y se gira al Poder Ejecutivo. O bien Diputados puede insistir con el texto original que había obtenido media sanción el cual no tiene las adhesiones que se necesitan para llegar a la votación ya que Diputados deberá obtener el voto de las dos terceras partes de los legisladores presentes.

Para cualquiera de los dos casos, en la Cámara baja ya se habla del 23 de agosto como el día para votar el proyecto. 

* En caso de que el Senado rechace la legalización del aborto no podrá volver a repetirse el debate durante este período de sesiones ordinarias y se deberá esperar hasta el próximo período que inaugurará el presidente Mauricio Macri el próximo 1° de marzo de 2019.

 

 

Fuente: Minutouno.