Este británico de 51 años de edad realizó este video a pedido de sus amigos, para que se viralice y ayude a tomar conciencia de a lo que nos estamos enfrentando.

Andy cuenta con lujo de detalles como comenzaron sus dolencias y que cosas siente ahora como que le duele hasta cuando se ríe y que no le desea esto ni a sus enemigos.

El video es realmente crudo y termina con un consejo que todos deberíamos tomar muy en serio. no acercarnos.