Finalmente será el Superior Tribunal de Justicia (STJ) de Río Negro el que resuelva la cuestión de competencia, pero en principio es la justicia penal de esa provincia la que lleva adelante el caso de los aportantes truchos del macrismo en Bariloche.

Según se sabe, el 80 por ciento de todo lo recaudado por Cambiemos en esa ciudad para la elección presidencial de 2015 está bajo sospecha.

Tras la denuncia, el Tribunal Electoral Provincial remitió al STJ el expediente para que finalmente resuelva la competencia en la continuidad de la investigación, al evaluar que las acusaciones “no encuadran en la categoría de los delitos electorales” sin penales.

“En el caso de @mariuvidal, la Justicia Federal hizo exactamente al revés...”, señala el periodista Juan Amorín en las redes sociales.

 

Juan Amorín on Twitter