María Eugenia Vidal la había cerrado en 2017 y estuvo al borde de ser demolida para la construcción de la autopista de la Ruta 7.

Pero los vecinos se resistieron y, con un gobierno popular que apoya al pueblo, lograron revertirlo.

Según da cuenta el portal Primera Plana, el establecimiento era clave para el acceso de los hijos al estudio. 

Al respecto, el gobernador, Axel Kicillof, dijo que "van a intentar de todo, pero vamos a seguir inaugurando escuelas y parques industriales"

 La sede sobrevivió porque la obra vial quedó paralizada por el gobierno nacional de entonces . Pero la escuela siguió cerrada y se deterioró, pese a la promesa inicial de los funcionarios de la época de reubicarla en otro sector del Partido.

Cerrada por decisión de la gestión de María Eugenia Vidal en 2017 y que estuvo al borde de ser demolida.

El establecimiento quedó cerrado igual que medio centenar de escuelas rurales y del Delta por decisión de Vidal. 

El actual concejal del Frente de Todos y exintendente de Chacabuco, Darío Golía, dijo que se trata de “una escuela con historia, trayectoria y un servicio educativo para un sector importante de la comunidad rural” y advirtió que dirigentes del exgobierno de Cambiemos, decidieron avanzar en la demolición “aduciendo que había que ampliar la ruta para convertirla en autovía”. 

Kicillof consideró que quien "no quiere la escuela pública tiene un problema de amor a la Patria".