En un día nuevamente despejado y con 9 grados, arrancó ya la nacionalizada elección en la provincia de Córdoba, con la apertura de las escuelas -son 8.653 mesas- dispuestas a recibir a los más de 2.800.000 electores habilitados para definir el nombre del nuevo gobernador y de 70 diputados provinciales, en una compulsa donde se renovarán además 243 intendencias, incluída la capital.

Por ausencia temprano de autoridades de mesa y fiscales, se produjeron demoras en el arranque de la jornada y en muchas escuelas no se comenzó a votar hasta varios minutos después de la 8.

Más de dos millones de cordobeses votan este domingo con boleta electrónica en los comicios provinciales donde definirán si le otorgan la reelección al gobernador peronista Juan Schiaretti o si optan por el representante de Cambiemos, el diputado Mario Negri, o el intendente radical Ramón Mestre.

 

Si bien doce fórmulas competirán por la gobernación, las tres con mayores posibilidades son la del frente Hacemos por Córdoba que impulsa a Schiaretti; la coalición Córdoba Cambia que postula al jefe del interbloque de diputados nacionales de Cambiemos, el radical Mario Negri, y la Lista 3 de la UCR que lleva al intendente de la capital provincial Ramón Mestre.

Por su parte, en Córdoba capital se votará nuevo intendente: hay 13 candidatos. El ritmo de la carrera electoral fue marcado por Rodrigo De Loredo, Martín Llaryora, Luis Juez, Olga Ruitort y Juan Pablo Quinteros. También se eligen concejales y miembros del tribunal de cuentas. Al mismo tiempo, otras 242 localidades del interior irán a las urnas.