Funk y blues, deliciosos

Si, los primeros son porteños. No es que sea mentira la idea de la nota, aunque vas a tener que llegar hasta abajo. Bosnia hace bailar a los más rockeros, y la encantadora voz de Selene Guida lidera con gran actitud esta banda de esencia pop, enraizada en estilos negros.

Peloteros y voladores

El corte que abre el primer álbum de Fermina me disparó una reminiscencia de la voz de Daffunchio. Pero inmediatamente después se abre un universo de colores y momentos, repartidos entre distorsiones, efectos, claroscuros. Las sonoridades remontan estilos variados, anclados en el rock rioplatense. Un disco rutero, de camino al interior de la Argentina.

El flash cordobés

Sur Oculto lleva recorrido un largo camino, en etapas. La primera sólo guarda un EP con portada dibujada a lápiz. En 2002 con su primer disco 'Trío', llamaron la atención de medios especializados y los eligieron entre los mejores del año. Pasaron dos LP más, cambios de nombres, pero siempre manteniendo latente ese público fiel a su viaje psicodélico y genial.

La manija de los bronces

Los XL son uno pibes que te llevan por delante, con su estilo second line y con la cancha que tienen para divertir al público en las situaciones más inesperadas. Su hábitat natural varía entre las calles, las plazas y los escenarios improvisados sin cables. Además de tener un batero que 'camina', te hacen mover al ritmo del género de New Orleans a 'caño pelado'. La tuba más rápida de Lanús, y el trombón más virtuoso de Neuquén te pueden sorprender en cualquier plaza o esquina.

De Misiones, con amor

Con aire primaveral, el primer disco de Corina Lawrence -producido por Luis Maurette de Lulacruza y con una lista de invitados riquísima como Miss Bolivia, Paloma del Cerro, Ensamble Chancho a Cuerda, Ensamble Vasco Russo- trae canciones profundas y coloridas. Recién salidito del horno, el álbum con aroma litoraleño viene bien pegadizo.