"Hoy estuvimos en frente de gente que está condenada. Hoy estuvimos en frente de gente que, a pesar de todo, abraza una esperanza. La esperanza esa que es trasponer una puerta de hierro y encontrar de vuelta la libertad", se escucha en uno de los pasajes del disco, en la voz del Ruso Verea -ofició como presentador- antes que explotara 'Ideando la fuga' en las encendidas guitarras de Hermética.

“La idea nació a partir del acercamiento de una señora llamada Mabel (la tía de un interno), quien me pidió si podíamos realizar algo para la poblacion carcelaria del penal”, recordó el productor Alejandro Taranto, que trabajaba entonces para el sello TommyGun Records, al sitio madhouse.com.ar

 

 

 

 

"Me explotó la idea de hacer este evento con formato de festival y con todo lo que trajo aparejado -grabación y edición del disco, la película, etc.- y convocar a los grupos más grosos y prometedores de ese primer lustro de los 90. Así metimos rock, metal y punk en la cárcel con los internos como único público, ademas de 150 civiles que ingresaron a la prisión", agregó Taranto luego de contar que la idea original era llevar a Pappo´s Blues, pero coincidió con la mítica invitación de BB King.

La propuesta concretó dos sueños: el registro de un compilado en vivo con viejas glorias de la escena punk junto con jóvenes promesas, mientras que lo recaudado en regalías permitió inaugurar la emisora de los internos del penal, la AM Libertador San Martín. Por supuesto que aquel 17 de agosto de 1993, los privados de la libertad celebraron salir por un día de la extrema vida en la que los presos permanecen allí, entre el encierro, el maltrato y la educación de delincuencia que brota de estas paredes.

 

 

 

 

Entre otras canciones, sonaron “Cop Killer” (cover de Body Count) por parte de A.N.I.M.A.L., “Ideando La Fuga” (cover de V8) y “Robó Un Auto” por Hermética, “Represión” (cover de Los Violadores) de Pilsen y “Espadas Y Serpientes”, realizado por Attaque 77 junto a los integrantes de Pilsen y  A.N.I.M.A.L.

“Entre tantas anécdotas, la mejor fue cuando A.N.I.M.A.L. comenzó a tocar ‘Cop Killer’ (asesino de policías), el tema de Body Count censurado en EE.UU., y el director del penal se nos acercó a  Verea y a mí y nos dijo ‘Miren que yo hablo perfectamente inglés y sé lo que están cantando’… Recuerdo la cara del Ruso cuando le respondí al director ‘Ah, qué bien que usted habla inglés… igual aquí nadie debe entender lo que están cantando’, y nos reímos. Y no pasó nada y todo siguió con normalidad”, recordó Taranto una de las anécdotas que aún permanecen en su memoria.