Las gemelas idénticas Larissa y Nadia, de 24 años, oriundas de Nueva York, tienen la costumbre de hacer todo juntas. Tan es así que su obsesión compartida por la estrella de las redes sociales Kyile Jenner, la hermana más pequeña de la familia Kardashian, las ha llevado a someterse en simultáneo a lo que se conoce como “levantamiento de trasero brasileño”, un procedimiento que busca imitar la figura voluptuosa de las mujeres del país sudamericano.

Para ello, el mes pasado viajaron a Los Ángeles para tratarse con el cirujano de las estrellas el Dr. Dennis Dass, cuyo consultorio se aloja en la capital de la cirugía plástica, la ciudad de Beverly Hills, en California.

Las operaciones consistieron en la remoción de grasa de la zona abdominal y en menor medida de brazos y espalda baja de cada hermana para que sea inyectada en el área de los glúteos, todo por la suma de 11.000 dólares por cabeza.

 

 

El antes y después
El antes y después

 

 

Fue Larissa quien sugirió el levantamiento de glúteos y su hermana no se quiso quedar atrás. "¡No podía dejar que ella fuese la única gemela con el trasero grande!" aseguró Nadia en declaraciones a New York Post.

Las fanáticas de Jenner, que también aumentaron el tamaño de sus pechos en simultáneo, aseguraron que el proceso post operatorio no fue para nada placentero, en parte gracias a las prendas de compresión "tortuosas" que debieron utilizar y el hecho de que no pudieron sentarse por seis semanas, lo que las obligó a trabajar paradas y dormir sobre sus estómagos.

 

 

 

 

Para poder sentarse idearon un ingenioso sistema para no apoyar sus glúteos, que consistió en comprar sillas de jardín y hacer un hueco en los asientos.

Las gemelas explicaron que no planean pasar próximamente por el quirófano, ya que se sienten perfectas tal como son. De hecho, se animaron a afirmar que sus traseros ahora son más atractivos que el de la mismísima Kyile Jenner.