Por primera vez en la historia de la industria pornográfica se filmó una escena sexual dentro de un auto que se maneja solo, en esta caso un Tesla con el sistema de conducción automática Autopilot activado.

El video fue publicado en un sitio web pornográfico y este no tardó en viralizarse. Allí se puede ver a un actor reconocido del género, Taylor Jackson, teniendo sexo con una mujer en el coche en marcha.

 

 

Si bien los productores señalaron que la escena se filmó siguiendo un estricto protocolo de seguridad, la propia empresa desaconseja utilizar el modo automático sin prestar atención a la conducción.

Teniendo en cuenta que esta práctica puede acarrear una sanción, la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial no especifica nada al respecto.

 

 

Por otro lado, el director ejecutivo de Tesla Motors, Elon Musk, se explayó en las redes sociales al enterarse de caso y sorprendió a todos con su reflexión. "Resulta que hay más formas de usar el Autopilot de lo que imaginábamos", manifestó el magnate.