En una de las noches más frías del año, cientos de nudistas se acercaron al teatro Palacio del Hielo, en París, Francia, para presenciar la primera obra teatral donde todos los espectadores deben asistir desnudos.

 

 

La obra, llamada “Nu et approuve” -“Desnudo y aprobado”- es una comedia sobre un hermano y una hermana que se encuentran en lados opuestos sobre polémicos problemas sociales y tienen que desnudarse sobre el escenario para resolver sus diferencias.

 

 

"No hay mejor manera de reír que hacerlo desnudo" , dijo Cedric Amato, líder de un grupo nudista que desafió una fuerte tormenta de nieve para despojarse de su ropa y asistir al teatro.

 

 

Los espectadores, además, deben llevar una toalla para poner en los asientos por temas de higiene, mientras que los invitados vips reciben una de microfibra.

 

 

El nudismo en París cada vez es más popular y ha ganado mucho terreno sobre todo en espectáculos de santd-up, visitas a museos e incluso una zona exclusiva en el parque más grande de la capital francesa.