En el medio de otra jornada de protestas en Niagara Square en Buffalo este hombre no quería correrse del camino por donde venían avanzando los oficiales de policía.

Uno de ellos lo empuja y el hombre pierde el equilibrio y su cabeza da contra el piso. Un oficial trata de acercarse pero su superior lo detiene y es ahí cuando comienza a verse como el hombre empieza a desangrarse.

Afortunadamente el hombre pudo ser trasladado a tiempo a un hospital y está en estado grave pero estable.

El alcalde de Buffalo suspendió a los agentes involucrados en el hecho.

 

Imagen Televisión on Twitter