Un llamativo caso se dio en Estados Unidos, donde un juez de Nueva York falló a favor de una pareja que decidió llevar a su propio hijo de 30 años ante la Justicia para que de una vez por todas abandone el seno familiar y se independice.

Los padres, Mark y Christina Rotondo de Camillus, intentaron durante meses que su hijo Michael dejara el hogar familiar y viviera en otro lugar, pero tras fracasar, recurrieron a la Justicia.

La audiencia se realizó este martes, y en tan solo media hora, el juez del Tribunal Supremo del estado de Nueva York, Donald Greenwood, falló a favor de los progenitores. "Estoy indignado", dijo el joven ante el diario Daily Mail a la salida de la Corte.

Michel cuestionó duramente la decisión de sus padres, y aseguró que la pareja recurrió a semejante medida en venganza, ya que él es un "millennial liberal" y ellos son conservadores. También desmintió que le hagan la comida o que le lavan la ropa, y avisó que apelará la decisión judicial y resistirá la orden de “desalojo”.

Según declaró la pareja ante la Justicia, el joven treintañero no tiene trabajo, no quiere ayudar en la casa a hacer tareas simples, ni tampoco quiere aportar económicamente. Los padres indicaron que hace ocho años presionan para que el hijo se vaya.

 

Video relacionado: 

New York Judge Orders 30 Year Old to Move Out of His Parents House After They Sue