Los incendios forestales que azotan a varias zonas de California, en Estados Unidos, ya son considerados como unos de los más letales de la historia de ese estado.

Hasta el momento se hablan de pérdidas millonarias- ya que se quemaron áreas vínicolas- como así también de la tristeza por la muerte de 17 personas, 150 que se encuentran desaparecidas y más de 30 mil evacuados que no saben si podrán retornar a sus hogares. 

 

Donald Trump aprobó el pasado martes- después de que lo hiciera el gobernador Jerry Brown- la declaración de desastre en California lo que permitirá un envío de mayor ayuda y recursos federales para lograr controlar las llamas. 

Las 17 víctimas mortales, confirmadas por el Departamento Forestal y de Protección contra Incendios del estado. se registraron en los condados de Sonoma (11), Mendocino (3), Napa (2) y Yuba (1). 

 

 

"Estamos seguros de que muchas de estas personas serán encontradas a salvo y reunidas con sus seres queridos, pero desafortunadamente estamos preparados para más víctimas", planteó el aguacil de Sonoma; uno de los condados más afectados por los incendios. 

 

 

 

It's raining ash at Disneyland . . . #dca #disney #disneycaliforniaadventure #disneyland #fire #ash #sky

Una publicación compartida de Life, art and baking (@kennya.boulter) el

"Muchos de estos fuegos nos llevará más días, e incluso potencialmente más semanas, hasta que se logre la contención completa", afirmó, en declaraciones a Los Angeles Times, el jefe de información del Departamento Forestal y de Protección contra Incendios de California, Daniel Berlant.