"Acabo de intentar mirar Saturday Night Live - ¡no se puede ver! Totalmente parcial, nada divertido y las parodias de Baldwin no pueden ser peores. Triste", tuiteó Donald Trump en la noche del sábado mientras el programa era emitido. 

 

 

Inmediatamente generó repercusiones en la red social e incluso el propio Baldwin lo desafió: "Publica tu declaración de impuestos y pararé". 

El sketch de humor político se centraba en una reunión de seguridad nacional en la que Trump- parodiado por Baldwin- se dedicaba a tuitear y retuitear. La actriz Kate McKinnon, que imitó a la asesora de Trump Kellyanne Conway, aseguraba que el presidente electo tuitea tanto "para distraer a los medios de los conflictos de interés con sus negocios y de toda la gente que da miedo en su gabinete".

El reclamo por la declaración jurada es algo que está pendiente de la campaña y a lo que Trump alegó que se vio imposibilitado de presentarla en tiempo y forma dado que le "están haciendo una auditoría". Incluso el magnate prometió que dejará el mando de sus empresas para evitar cualquier incompatibilidad con la función pública que deberá asumir en enero próximo.