A pesar de los rumores de una operación de urgencia, e incluso algunos medios- como TMZ- hablaron de una cirugía a corazón abierto; ahora se sabe que Arnold Schwarzenegger se sometió a una práctica programada no invasiva. 

 

 

Daniel Ketchell, quien trabaja con Schwarzenegger, indicó vía Twitter que las primeras palabras del actor tras despertar de la intervención fueron "I'm back" ("he vuelto"); al mejor estilo Terminator.

El exgobernador de California, de 70 años, se recupera tras la cirugía y según sus allegados demostró que está de un excelente humor y a la espera de ser dado de alta, luego de que se le reemplazara una válvula pulmonar.