Fue durante la entrada en calor previa la partido. 

Kylian Mbappe le pegó sin la dirección correcta y lastimó a un aficionado que no pudo hacer nada para esquivar el disparo. 

El hecho se dio poco antes del inicio de la semifinal entre Francia y Marruecos para ver quién de los dos se enfrenta la Argentina.