El positivo de coronavirus de la terna arbitral brasileña que iba a dirigir Racing-Nacional derivó en una serie de modificaciones de última hora que terminaron con la designación de dos asistentes argentinas que serán las primeras mujeres en arbitrar en la Copa Libertadores.

Se trata de Mariana de Almeida, que será jueza de línea en Avellaneda, y de Daiana Milone, quien ingresa en el encuentro entre Defensa y Justicia y Delfín para suplantar al asistente que irá al Cilindro.

El fútbol va con vos on Twitter

 

De Almeida, experiodista deportiva, debutó como asistente en el fútbol masculino de la AFA el 6 de noviembre de 2017, en el partido Patronato-Newell's acompañando a Nicolás Lamolina, quien ofició de juez principal. Representó a la Argentina en todo tipo de torneos, incluidos dos mundiales y los Juegos Olímpicos de Río 2016.

Por su parte, Milone, que heredó de su papá la pasión por el arbitraje, dirigió en la D, la C, Primera B, la BN, Juveniles y Reserva, y participó del mundial sub 17 femenino en Jordania de 2016.

Teniendo en cuenta que el encuentro de Racing se jugará en el primer turno de este jueves, De Almeida se convertirá entonces en la primera mujer en ser jueza de línea en la historia de la Copa Libertadores de América.