Las autoridades de las Islas del Canal de la Mancha informaron este miércoles el hallazgo de dos asientos de un avión en la playa al norte de Francia, que podrían pertenecer a la aeronave que trasladaba al futbolista Emiliano Sala de Nantes a Cardiff hace diez días.

"Tras un primer examen, hemos concluido que es probable que los cojines procedan de la avioneta desaparecida", anunció la oficina de investigaciones sobre accidentes aéreos, Air Accident Investigation Branch (AAIB), en un comunicado.

 

Los restos del avión fueron encontrados en la playa de la península de Contentin, en la región de Normandia, norte de Francia. 

El avión Piper PA-46 Malibu había tenido su último contacto aquel lunes (a las 20.30 hora local) en las cercanías del faro de Casquets, ubicado a unos 50 kilómetros del lugar donde hallaron los restos los investigadores durante las últimas horas.

Desde el martes por la mañana, la AAIB está trabajando en estrecha colaboración con las autoridades internacionales, incluida la Junta Nacional de Seguridad del Transporte de los Estados Unidos, El Bureau d'Enquêtes & d'Analyses (BEA) en Francia y la Junta de Investigación de Accidentes de Aviación Civil (JIACC) en la Argentina.

Luego de que la policía de Guernsey diera por finalizada la búsqueda oficial a tres días de la desaparición del avión, la familia del jugador recaudó más de 300.000 euros para continuar con la búsqueda en forma privada.