El conjunto francés dominó las acciones al inicio del partido, pero le regaló el primer gol a su rival a los 21 minutos: Andre-Frank Zambo Anguissa no pudo controlar un pase del arquero Steve Mandanda. Gabi interceptó el balón y habilitó a Griezmann, quien definió con categoría.

 

En el arranque de la segunda mitad, a los 49', Koke habilitó a Griezmann, que puso el 2-0 con un preciso remate ante la salida del arquero. Por último, Gabi puso el 3-0 definitivo a los 89', también tras un pase de Koke.

La Supercopa de Europa se ha convertido en los últimos años en un torneo que sonríe a los equipos españoles, que se han llevado ocho de las nueve ediciones, todas desde 2009 con la única excepción de la de 2013, en la que el Bayern de Múnich superó al Chelsea.


El Atlético de Madrid tiene en su palmarés dos títulos en la Supercopa de Europa, los que ganó en 2010 al Inter de Milán (2-0) y 2012 al Chelsea (4-1), después de los títulos anteriores de los 'colchoneros' en la Europa League.

La palabra de la figura

"Cuando me fui de mi casa a los 14 años quería vivir estos momentos, ganar copas", dijo Griezmann a la televisión Bein Sports, a pie de campo nada más finalizar el encuentro.

"Es la segunda copa, con la Supercopa de España, y ojalá puedan ser más", afirmó el delantero rojiblanco, que reconoció que su equipo empezó sufriendo.

"Ellos son un equipo muy ofensivo, trabajan muy bien y nosotros a lo nuestro defender bien, ser un equipo duro y aprovechar cada error", explicó el delantero galo, que achacó a la "confianza o la sangre fría" su definición en el primer gol.