Muchas veces ver no es observar y en la contemplación de una obra de arte puede escaparse a la mirada extasiada detalles curiosos. Como ocurrió ahora con un boceto de Miguel Ángel de su mejor amiga, Vittoria Colonna.

La ilustración, que se encuentra actualmente en la colección del Museo Británico en Londres, mantuvo ¿oculta? una pequeña broma del pintor, ilustrador, arquitecto, escultor y genio florentino del renacimiento. 

Entre los trazos, los expertos hallaron una pequeña figura de pie en el área inmediatamente delante del abdomen de la retratada.  La caricatura se inclina hacia adelante en un ángulo agudo, como si él mismo dibujara el retrato, y los especialistas creen que Miguel Ángel se retrató a sí mismo como una forma de firmar el boceto. 

 

 

 

 

La revista especializada Clinical Anatomy publicó el hallazgo y en el artículo firmado por Deivis de Campos, de la Universidad Federal de Ciencias de la Salud de Porto Alegre,  se plantea que esta "firma" permitirá analizar las probables dimensiones corporales del artista e incluso su estado de salud en el momento de retratar a Colonna.