La rata topo desnuda o rata topo lampiña (Heterocephalus glaber) es una especie que está en la mira de la ciencia desde hace varios años ya que estos roedores raramente contraen cáncer, son resistentes a algunos tipos de dolor y pueden sobrevivir hasta 18 minutos sin oxígeno.

Pero además, como sugiere un reciente artículo científico, las ratas topo no envejecen; es decir que su riesgo de muerte no aumenta a medida que crecen, como sí lo hacen todas las otras especies conocidas de mamíferos. 

Los ratones en cautiverio viven como mucho 4 años y, de acuerdo con su tamaño, estas ratas topo desnudas deberían vivir unos 6 años. En cambio, algunas viven más allá de los 30 años, e incluso a esa edad las hembras reproductoras se mantienen fértiles.

La bióloga Rochelle Buffenstein, que trabaja en el estudio de longevidad de biotecnología de Google en San Francisco (California), ha estudiado a estos animales durante más de 30 años. 

 

Buffenstein asegura que las ratas topo desnudas parecen burlar la ley de Gompertz, una ecuación matemática que describe el envejecimiento. En 1825, el matemático británico Benjamin Gompertz descubrió que el riesgo de morir aumenta exponencialmente con la edad; en los humanos, por ejemplo, se duplica aproximadamente cada 8 años después de los 30 años. La ley se aplica a todos los mamíferos en edad adulta, dice João Pedro De Magalhães, gerontólogo de la Universidad de Liverpool en el Reino Unido.

Después de alcanzar la madurez sexual a los 6 meses de edad, cada oportunidad diaria de morir de sus ratas topo desnudas era un poco más de uno en 10,000. Se mantuvo igual el resto de sus vidas e incluso bajó un poco, informa Buffenstein esta semana en eLife. “Para mí, este es el dato más emocionante que he obtenido”, dice Buffenstein. “Va en contra de todo lo que sabemos en términos de biología de mamíferos”.

Los estudios han demostrado que las ratas topo desnudas tienen una reparación del ADN muy activa y altos niveles de chaperonas, proteínas que ayudan a que otras proteínas se doblen correctamente. “Creo que los animales mantienen su casa limpia y ordenada, en lugar de acumular desperfectos” que causan el deterioro físico asociado con la edad, destaca Buffenstein.

Aunque muchos especialistas muestran sus reparos y destacan que todavía "es demasiado pronto para decir que las ratas topo desnudas son animales que no envejecen”. 

De hecho, el gran misterio ahora es lo que sucede en ratas topo desnudas después de 20 o 30 años, dice Matthias Platzer, biólogo del Instituto Leibniz sobre Envejecimiento en Jena, Alemania. “Tal vez el envejecimiento de este animal es muy rápido, incluso Rochelle Buffenstein no dispone de datos sobre esto”. Pero Platzer está feliz de que los datos en algunas de las colonias de laboratorio más grandes y antiguas de ratas topo desnudas ya estén disponibles.

 

Vía: La Vanguardia/agencias.