Santiago Maldonado participaba de un acampe solidario, apoyando la resistencia de la comunidad cuyas tierras fueron entregadas a la multinacional Benetton: este jueves su familia presentó un hábeas corpus, dado que las últimas personas que lo vieron durante la represión a la comunidad Lof en Resistencia Cushamen -provincia de Chubut- aseguran que las fuerzas militares se lo llevaron.

El ataque se produjo el 1 de agosto y, según las organizaciones que se solidarizan con la comunidad mapuche, contaron con la supervisión del Jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad de la Nación, Pablo Nocetti, que viajó desde Buenos Aires.

Miembros de la comunidad que lograron escapar de la represión -también hubo nueve detenidos, ya liberados- aseguraron en un comunicado de prensa que reprodujo laizquierdadiario.com, que "lo vieron correr en el momento en que los gendarmes comenzaron a disparar. Luego, escucharon la voz de un gendarme refiriéndose a una persona que estaba detenida y pudieron observar que se le propinaba golpes a un joven”, al tiempo que describieron que se lo habrían llevado en una camioneta de la fuerza salió con rumbo a Esquel.

El joven es oriundo de La Plata, pero se reside en El bolsón. Sus compañeros lo buscaron con un intenso rastrillaje, incluso en diferentes dependencias policiales y de Gendarmería, sin obtener ninguna información sobre su persona. Su madre y familiares también lo están buscando desesperadamente.

Según el relato de los testigos publicado por ANRed.com, el operativo comenzó con un hostigamiento durante toda la noche del domingo “con reflectores y disparos hacia la comunidad”, mientras que por la mañana avanzaron contra el Lof con la orden del juez Guido Otranto, bajo la excusa de “posibles” cortes de ruta.

 

 

Jueves 3 de Agosto, a eso de la 1 de la Madrugada, Comarca Andina del Paralelo 42. Pasan los minutos, pasan las...

Posted by Asamblea Comarcal on miércoles, 2 de agosto de 2017