El último campeón, que se fue al descanso ganando por un poroto apenas, impuso diferencias en el complemento y derrotó al recién ascendido Hispano Americano por 94-72 en un partido histórico.

Por la preciosa y sencilla fiesta inaugural con baile, danza y murga; por la presencia del entrenador de la selección nacional y por el marco en el Polideportivo de Río Gallegos, casi colmado. 

Marcos Mata fue el goleador de San Lorenzo con 20 puntos, mientras que Austin aportó 18 para lo sureños.

 

Así comenzó la defensa al título el equipo de Julio Lamas, que tendrá en los próximos días una agenda cargada que incluye Liga Sudamericana y el soñado viaje a Toronto para enfrentar a los Raptors, el 14 de ocrubre. 

Treinta y tres ediciones después, San Lorenzo, que inauguró la Liga Nacional en 1985, jugó el partido inaugural ante Hispano, en Río Gallegos, ante el equipo más austral del mundo. 

 

Fue el primer partido de la temporada de la Liga que otra vez tendrá dos conferencias y muchos partidos, hasta llegar a los Play Off, allá por mayo del año próximo. 

Torneo que sigue con varios partidos este viernes, entre ellos, uno estelar: en Mar del Plata, Peñarol y Quilmes jugarán el clásico desde las 20 en el estadio Malvinas Argentina de La Felíz. 

Además, a la misma hora jugarán en Buenos Aires Boca-Obras, mientras que 21.30 en Corrientes Regatas y La Unión de Formosa (último subcampeón), animarán un gran partido. Y también debutará Atenas, reforzado, en Córdoba, frente a Olímpico de La Banda.